La aguja del reloj, esa gran desconocida

La aguja del reloj, esa gran desconocida

Descubre cuántos tipos de manecillas existen

Un paseo por la historia

La aguja, también conocida como manecilla, «es una pieza metálica de formas muy diversas, generalmente ligera y delgada, que se desplaza sobre una esfera o un limbo dividido», según la definición del irrefutable diccionario relojero Berner.

Son las que apuntan la hora, los minutos, los segundos, y todas las demás indicciones que ofrece la esfera de un reloj, que puede incluir desde una sola aguja, como los relojes antiguos y, en la actualidad, la firma alemana MesiterSingerhasta 18 como en el caso del Patek Philippe Henry Graves, que fue subastado en 2014 por 19,3 millones de euros, y que cuenta con 8 agujas por una esfera y 10 por la otra. Lo cual no sorprende si se tiene en cuenta que esta súper complicación ofrece un total de 24 complicaciones.

Sin ahondar en los extremos, por lo general, los relojes llevan tres agujas para indicar horas, minutos y segundos.

Los primeros relojes portátiles no tenían más que una aguja para las horas. Se atribuye al relojero inglés Daniel Quare la introducción de laaguja minutera, hacia el año 1691, pero su empleo no se generalizó hasta principios del siglo XVIII.

Las primeras agujas eran bastas y robustas, ya que la esfera no iba todavía protegida por un cristal. Hacia finales del siglo XVIII se hicieron más finas y elegantes; eran trabajadas a mano, lima y buril, practicándose los orificios con ballesta.

Elegantes y clásicas, se caracterizan por su punto vaciado
Elegantes y clásicas, se caracterizan por su punto vaciado – Breguet

Hacia 1764 se empiezan a recortar de una tira metálica con un punzón troquelado, a martillo. A menudo se adornaban con piedras artificiales; la aguja Breguet y, más tarde, las agujas Luis XV y Luis XVI, eran de oro finamente cincelado en los relojes de calidad.

En un principio Abraham Louis Breguet usó agujas inglesas de oro, pero hacia 1783 inventó una aguja absolutamente nueva, fabricada en oro o acero azulado y caracterizada por el punto con vaciado descentrado que recuerda a una manzana hueca o una luna creciente. Esta nueva forma, delicada y elegante, tuvo un éxito inmediato. El término «agujas Breguet» no tardó en incorporarse al vocabulario de la relojería hasta hoy, que sigue siendo utilizada no solo por la marca si no por muchas otras que quieren darle a su reloj un aire elegante y clásico.

 

Tipos de agujas

Breguet Classique Tourbillon Extra-Plat
Breguet Classique Tourbillon Extra-Plat – Breguet
Agujas tipo bastón
Agujas tipo bastón – Timewalker

Las agujas modernas se fabrican mecánicamente en una gran variedad de formas, calidades y colores. Las agujas finas son de acero templado, con cañón o cabeza pulidos. Se fabrican también de latón, para evitar su oxidación. Las agujas más típicas son con forma bastón, espada, dauphine, hoja y Breguet… Aquí van algunos ejemplos de cada una de ellas.

Las más empleadas a partir de 1960 llevan denominaciones que corresponden a su forma o bien nombres de fantasía dados por el fabricante, aunque generalmente las formas geométricas sencillas son la característica de las agujas modernas.

Bell & Ross BR03-94 Horolum
Bell & Ross BR03-94 Horolum – Bell & Ross

Las agujas se llaman esqueletadas o de esqueleto cuando son caladas; si en dicho calado se colocan pastas luminosas o fosforescentes, se las denomina también agujas luminiscentes. Aquí podemos poner como ejemplo el modelo de Bell & Ross BR03-94 Horolum, que lleva las agujas recubiertas de Superluminova C3, un material altamente luminiscente en cuanto a intensidad y duración del mismo.

El segundero, territorio de creatividad

El primero 21 y su segundero en forma de estrella
El primero 21 y su segundero en forma de estrella – Zenith

Muchas son las marcas que se valen de las agujas para expresar toda su creatividad o para hacer de una edición especial de un reloj con los elementos que recuerdan al homenajeado o al hecho histórico y que lo hacen generalmente en las agujas del segundero, que es la que más maniobra les permite, ya que, al fin y al cabo, no es la aguja más útil, salvo en los cronógrafos, claro está.

El segundero con forma de serpiente de la firma italiana
El segundero con forma de serpiente de la firma italiana – Gucci

Es el caso del reloj G-Timeless Automatic de Gucci, cuyo segundero es una serpiente, animal fundamental de su bestiario más reciente, o el modelo de Baume & Mercier Clifton Club Indian, una pieza en edición limitada creada en colaboración con Indian Motorcycle como homenaje a un héroe de la velocidad, y en cuyo contrapeso del segundero del cronógrafo aparece la «I» de Indian. Dentro de estos segunderos personalizados destaca igualmente la icónica aguja del DEFY El Primero 21 de Zenith, llamada «the star chronograph hand».

La flecha mítica flecha roja de Historiador Flechazo
La flecha mítica flecha roja de Historiador Flechazo – Cuervo y Sobrinos

La célebre aguja de cronógrafo adornada con la B de Breitling, que exige un extremo cuidado así como numerosas operaciones, o la del modelo de Cuervo y Sobrinos Historiador Flechazo, llamado así por la gran flecha roja de su trotadora.

Curiosidades

La marca suiza equipó a todas las estaciones con este modelo
La marca suiza equipó a todas las estaciones con este modelo – Mondaine

Todos los relojes de la firma MeisterSinger indican las horas y los minutos mediante una sola aguja central que recorre una esfera de 12 horas con divisiones cada 5 minutos. La inspiración para este particular sistema la toma MeisterSinger, como ya hemos apuntado, de los antiguos relojes de campanario de una sola aguja.

Por su parte, la marca suiza Mondaine, que fabrica y distribuye los relojes oficiales de los Ferrocarriles Suizos, adopta en sus esferas el diseño del reloj clásico de los ferrocarriles suizos creada en 1944 por Hans Hilficker, que equiparía todas las estaciones de trenes de Suiza con estos relojes.

Una de las particularidades de estos relojes es el movimiento de sus agujas, pues la aguja de los segundos da la vuelta en 58 segundos para luego detenerse en el número 12 durante 2 segundos; momento en el cual todos los trenes partían de las estaciones suizas.

Esta aguja segundera es roja y termina en un pequeño círculo que recuerda a la pala roja que utilizaba el jefe de estación antiguamente para anunciar a los pasajeros y conductores del tren que éste estaba listo para partir.

ABC

 

administrador
ADMINISTRATOR
PERFIL

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Cancelar respuesta

Noticias Relacionadas